¿Porqué no puedo dejar de hacer lo que hago?

¿Porqué no puedo dejar de hacer lo que hago?

poruqe no puedo dejar de hacer lo que hagoNo nos gusta pensar en nosotros de esa manera, pero los seres humanos pertenecemos al reino animal. Como tales, la base de nuestras acciones son, sin excepción, las emociones que experimentamos. Por acciones no me refiero sólo a las cosas que hacemos físicamente (leer este artículo, por ejemplo) también a las acciones verbales (lo que decimos) y a las mentales (lo que pensamos). De las tres clases de acciones, las más importantes son las mentales, porque todo lo que hacemos o decimos lo hemos pensado, aunque sea un instante.

Especialmente en la cultura occidental, donde apreciamos tanto lo “racionales” que somos, existe la creencia errónea de que la fuerza de voluntad todo lo puede. La fuerza de voluntad llega hasta que viene una emoción y nos abruma. Sino, la gente no haría lo que no quiere ni lo que sabe moralmente incorrecto y/o malo para su salud.

Estas emociones vienen de nuestras creencias. Las creencias son un conjunto de ideas (muchas de ellas inconscientes) que tengo acerca de cómo es el mundo, cómo es un hombre o una mujer, etc. Estas creencias vienen de los ejemplos que yo recibí de mis padres cuando yo era pequeño y ya están establecidas a los 5 años.

Por tanto, el camino para poder cambiar las cosas que hacemos y que nos perjudican a nosotros o a los demás es lograr identificar nuestras creencias acerca de un asunto en particular, decidir cuales me sirven y cuales son negativas para mi vida y reemplazar estas últimas por creencias nuevas.

Este proceso no siempre es posible realizarlo sólo y la mayoría de los casos, requiere acompañamiento profesional.

Yo siento que mis acciones están motivadas por...

Ver Resultados

Cargando ... Cargando ...
Ana Salgado

About Ana Salgado

Psicóloga clínica especialista en terapia sexual y de parejas formada en la prestigiosa Universidad de Barcelona. Divide su tiempo entre su exitosa práctica clínica, conferencias y su labor como columnista y bloguera. Para concertar una cita en línea, haz clic aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *